escenarios.uy

Switch to desktop Register Login

Primera Playa Accesible

Primera Playa Accesible
Enero El sábado 11 de enero en la Playa Bahía Grande de La Paloma quedaron inauguradas las obras de infraestructura que hacen de ella la primera playa con accesibilidad en el departamento, que facilitan a personas con dificultades motrices acceder al disfrute de la playa.

Un grupo de instituciones del medio mancomunaron esfuerzos para atender un derecho básico de las personas que poseen alguna discapacidad física, que les impide el libre acceso a las playas.
Éstas, gracias a un esfuerzo ciudadano que comenzó con la Asociación de Artesanos, el Club Tercera Edad, el Museo La Paloma y Grada. Tuvo el respaldo de la Alcaldía de La Paloma y la Intendencia de Rocha. El dinero para su construcción surge de Fondos Concursables, y se contó con el apoyo invalorable del Profesor Gustavo Carrasco.
El Ministerio de Turismo y Deporte en el marco de la política de promoción de accesibilidad para el turismo, respaldó las gestiones y se plantea la coordinación con uruguayos residentes en Noruega que puedan aportar logística para el mayor aprovechamiento de esta infraestructura.
El acto de inauguración contó con la presencia del Intendente de Rocha, Artigas Barrios y el Director Nacional de Turismo, Benjamín Liberoff.
En la actividad estuvieron presentes jóvenes de un programa de discapacidad de Maldonado y facilitadores que trabajan en el propio departamento. Como parte de esta inauguración, estos jóvenes realizaron demostraciones de baile capoeira, e hicieron sonar una cuerda de tambores.
Ahora el objetivo es mantener la infraestructura y que se replique en otras playas del departamento.
Con la participación de un grupo de tambores y la visita de una delegación de personas con alguna  dificultad motora,  y que son atendidos en el Campus de Maldonado, quedó inaugurada una rampa de madera por la que se podrá acceder directamente al mar.
A pesar de que la temperatura parecía que no era la adecuada, porque en las playas de La Paloma solo se veía caminantes que se enfrentaban al fuerte viento que soplaba desde el sur, algunos de los jóvenes visitantes demostraron su agradecimiento entrando a las aguas de la Bahía Grande.
Con un acto sencillo pero emotivo, quedó demostrado que cuando se unen los esfuerzos, las cosas, aunque sean sencillas, pueden ser una realidad.
wrr